fbpx
VBike de Metepec estará enlazado con Tren Interurbano
julio 26, 2018
Burócratas repudian reforma al Issemym de Del Mazo
julio 26, 2018

México, país de discriminadores

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

 

En México, hasta el tono de piel cuenta; en Edomex, se discrimina más a los hombres y en CDMX a las mujeres

EL ILUSTRADOR

México, país de discriminadores







México es un país de discriminadores. El riesgo de sufrir discriminación y tener o no acceso a oportunidades laborales e incluso educativas, a información oficial o la posibilidad de obtener un servicio médico o ser rechazado o ninguneado, puede depender incluso del tono de piel, a ese nivel extremo llega la discriminación en México


Al menos eso arrojó la primera encuesta en materia de discriminación (ENADIS 2017), que levantó el Instituto Nacional de Estadística (Inegi), en el que no solo logró ubicar –y confirmar- cuáles son los grupos más proclives a ser discriminados y por qué, sino también quienes discriminan y sus razones.

En términos generales y de acuerdo a esta encuesta del Inegi, el 20.2% de la población de 18 años y más declaró haber sido discriminada en el último año por alguna característica o condición personal, tono de piel, manera de hablar, peso o estatura, forma de vestir o arreglo personal, clase social, lugar donde vive, creencias religiosas, sexo, edad y orientación sexual.

Los motivos que destacan son principalmente forma de vestir o arreglo personal, peso o

Estatura (apariencia); creencias religiosas y la edad.

1


Este comportamiento se presenta en proporciones similares, indica el informe, es decir, 20.1% mujeres y 20.2% hombres, sin embargo regionalmente la encuesta logró ubicar algunas diferencias, ya que el estado de Guerrero, por ejemplo, registra una mayor prevalencia de discriminación hacia los hombres (26.8%) respecto de las mujeres (23.5%); en tanto que en la Ciudad de México los varones declararon menor discriminación (20.6%) respecto de las mujeres (26.4 por ciento).

Cabe destacar en este punto, que las entidades que reportaron mayor prevalencia de discriminación son cinco: Puebla, Guerrero, Oaxaca, Colima, Morelos y Estado de México; alcanzando o superando todos ellos el 24% de la población que mencionó haber sido discriminada.

En contraparte, las entidades con menor prevalencia en discriminación durante el último año son: Nayarit, Zacatecas, Nuevo León, San Luis Potosí, Durango, Coahuila, Guanajuato, y Chihuahua.

2


ÁMBITOS Y SITUACIONES DE DISCRIMINACIÓN

El INEGI reportó que los principales ámbitos donde las personas indígenas y las que tienen alguna discapacidad percibieron haber sido discriminadas en el último año son: los servicios médicos, la calle o transporte público, y en la familia.

Asimismo las personas de diversidad religiosa, las personas mayores, los adolescentes y jóvenes, y las mujeres declararon principalmente la calle o transporte público, el trabajo o escuela y la familia.

Por otro lado la situación de discriminación mayormente declarada en casi todos los grupos estudiados en esta encuesta tiene que ver con insultos, burlas o expresiones dichas con el objetivo de ofender o molestar a las víctimas de discriminación.

En este sentido, el 19.3%de personas con discapacidad declaró que lo (a) hacen sentir o miran de forma incómoda.

El 40.3% de la población indígena declaró que se le discriminó debido a su condición de persona indígena; el 58.3% de las personas con discapacidad, a causa de su condición de discapacidad

y de las personas de la diversidad religiosa, el 41.7% señaló que fue por sus creencias religiosas.

PERCEPCIONES SOBRE RESPETO DE DERECHOS

El porcentaje de población de 18 años y más que opina que se respetan poco o nada los derechos para los distintos grupos de población, varía de forma importante. Encabezan la lista el grupo de personas trans con 71.9% y el de las personas gays o lesbianas con 65.5 por ciento.

El 57.1% de las mujeres de 18 años y más que se ocuparon en el último año como trabajadoras remuneradas del hogar declaró que en el país se respetan poco o nada sus derechos; le siguen en porcentaje la población indígena y personas con discapacidad.

3


APERTURA A LA DIVERSIDAD

Por otro lado el INEGI, como parte del estudio, aplicó reactivos para rastrear el nivel de prejuicio de los encuestados, planteando para ello, cuestiones que reflejan modos de pensar con prejuicios inherentes.

Por ejemplo, las principales características por las que en general la población de 18 años y más no le rentaría un cuarto de su vivienda a alguna persona, sería por: ser extranjera (39.1%), ser joven (38.6%), ser una persona trans (36.4%), tener VIH o SIDA (35.9%), o ser gay o lesbiana (32.3%).

La población que no estaría de acuerdo en que su hijo o hija se casara con una persona con SIDA o VIH es de 56.6%, para con una persona del mismo sexo es de 43.0%, y para personas de la diversidad religiosa es del 13.3%. Son las tres características con el mayor porcentaje de rechazo.

PREJUICIOS

Poco más del 60% de la población de 18 años y más está de acuerdo con que “la mayoría de las y los jóvenes son irresponsables”.

El 44.7% estuvo de acuerdo en que “mientras más religiones se permitan en el país, habrá más conflictos sociales”; en tanto que un 24.5% considera que “las personas con discapacidad son de poca ayuda en el trabajo”.

4


EL TONO DE PIEL EN MEXICO... TAMBIÉN CUENTA

Finalmente el Inegi, detecto que el tono de piel, continua siendo un elemento para avanzar, tener oportunidades o quizá incluso quedarse atascado.

Así puede observarse al analizar los resultados de este apartado, dirigido a explorar el impacto que ha tenido en la vida de los mexicanos, su tono de piel.

La siguiente gráfica muestra que la población de 18 a 59 años, que se declaró con tonalidad de piel más obscura, el 33.5% tiene educación básica incompleta, mientras que para el grupo con tonalidades intermedias es del 24.4%, y de 18.0% para aquel con tonalidades más claras. Dicho de otro modo, únicamente el 16.0% de la población con tonalidad más obscura cuenta con nivel de educación superior; el 22.7% de la población con tonalidad intermedia con este mismo nivel; mientras que de las personas con tonalidad más clara es el 30.4%. Una brecha superior a los 14 puntos por encima del primer grupo.

5


Cuando se analizan los datos para esta misma población (18 a 59 años), por tipo de ocupación para distintos tonos de piel, los datos son igualmente contrastantes, pues apenas el 2.8% de la población con tonalidad más obscura reporta ser funcionario, director(a) o jefe(a), mientras que para tonalidades intermedias es el 4.4%, y el 6.1% cuando se habla de tono de piel más claro.

El mayor porcentaje de la población se encuentra en trabajadores en servicios personales, actividades de apoyo y agropecuarios, donde el 44.0% de las personas con tonalidades más obscuras se ubican aquí; el 35.0% de la población con tono de piel intermedio, y el porcentaje de estos ocupados para la población con tonalidad más clara baja al 28.4 por ciento.

6

 

Por: Mary Delgado


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *