fbpx
Gasta Del Mazo 21 veces más en publicidad que en Alerta por Feminicidios en 2019
mayo 22, 2020
Muere Guadalupe Buendía “La Loba” por COVID19 en penal
mayo 24, 2020

Aumenta corrupción en México… y Edomex no se queda atrás

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

 

Nadie da una

 

 

NOTICIAS


Aumenta corrupción en México… y Edomex no se queda atrás



22 de mayo de 2020

A pesar de los esfuerzos propagandísticos del gobierno federal por reflejar su visión de la realidad, la corrupción aumentó 7.5% durante el primer año de gobierno de Andrés Manuel López, informó el INEGI.

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Calidad e Impacto Gubernamental (ENCIG) 2019, dada a conocer ayer, las víctimas de actos de corrupción en la prestación de servicios básicos crecieron 7.5% entre 2017 y 2019 en todo el país.

La tasa de prevalencia de corrupción pasó de 14 mil 635 víctimas por cada 100 mil habitantes en 2017 a 15 mil 732 en 2019. A pesar de ello, la percepción de corrupción se redujo. De 2017 a 2019, la percepción de corrupción en el país disminuyó de 91.1 a 87.0%, es decir, 4.5%.

El mayor porcentaje en experiencias de corrupción se estimó en el contacto con autoridades de seguridad pública con 59.2% de los casos; seguido de los trámites relacionados con permisos de uso de suelo, demolición o construcción, solicitudes de constancias de libertad de gravamen u otros trámites en el Registro Público de la Propiedad con 25 por ciento.

EN EL ESTADO DE MÉXICO…

También aumentó la corrupción en el Estado de México. La tasa de actos de corrupción por cada 100 mil habitantes aumentó de 21 mil 124 en 2017 a 33 mil 713 durante el año pasado, representando un ascenso de 59.6%. Esto la ubica como la tercera entidad con mayor prevalencia de corrupción en el país, detrás de Durango, gobernado por el panista José Rosas Aispuro y Ciudad de México, gobernado por la morenista Claudia Sheinbaum.

Extrañamente, y a pesar de lo anterior, la percepción de corrupción disminuyó muy marginalmente. De 2017 a 2019, disminuyó de 93.4 a 91.5% las personas que consideran que los actos de corrupción son frecuentes o muy frecuentes. Esto va a tono con el fenómeno experimentado a nivel nacional, el cual se mencionó líneas arriba.

En la entidad mexiquense, los casos más frecuentes de corrupción han sido el contacto con autoridades de seguridad pública, seguido de permisos relacionados con la propiedad, y por último, trámites ante el Ministerio Público.

Cabe señalar que esta prevalencia de corrupción derivada del contacto con policías, es la primera en cada una de las 32 entidades federativas del país.

Esto deriva que en el Estado de México, los costos por corrupción durante 2019 se calculan en mil 500 pesos promedio por persona, que, si bien es alto, la ubica en octavo puesto de las entidades con menor costo, detrás de Aguascalientes, Chihuahua, Guanajuato, Campeche, Tlaxcala, Zacatecas y Tamaulipas, que salen mejores paradas en costo de corrupción que el Estado de México.

Aquí hay que hacer la precisión de que este costo tan relativamente bajo tiene que ver con el hecho de que es la entidad más poblada del país.

A nivel estatal, el 20.9% de los mexiquenses confían en los partidos políticos. Es una de las entidades donde la confianza en las agrupaciones políticas se ha deteriorado más, solo después de Oaxaca (18.2%), Tabasco (17%), Michoacán (16.9%), Puebla (16.8%) y Ciudad de México (13.9%). Cercano a ello, 27.4% de los mexiquenses confían en las cámaras de diputados y senadores, por debajo de la media de 30.2%.

La confianza en la policía también está muy deteriorada, pues solo el 25.8% de los mexiquenses confían en las instituciones policiacas. En este rubro, es la tercer entidad con menor confianza, por encima de Puebla (25.8%), y Quintana Roo (21.7%).

En circunstancias similares está el poder judicial, que en el Estado de México tiene una aceptación de 30.5%, a la par de Morelos y detrás de Michoacán, Tabasco y Ciudad de México.

Como es de esperarse, también forma parte de los estados con menor confianza en su gobierno, con 32.2% de los mexiquenses confiando en Alfredo del Mazo. Solo hay menor confianza en Puebla con el gobernador morenista Miguel Barbosa, con 31.6%, y Michoacán, gobernado por el perredista Silvano Aureoles, con 27.5%.

Un poco más alta es la confianza en los gobiernos municipales. En general, 37.5% de los mexiquenses confían en su presidente municipal (un porcentaje igual al de la confianza de los toluqueños por su alcalde, por cierto). A pesar de ello, también forma parte del grupo de estados con mayor desconfianza, solo detrás de Quintana Roo (33.3%) y Tabasco (30.2%).

Más elevada aún es la confianza en el gobierno encabezado por Andrés López. El 44.1% de los mexiquenses confían en el gobierno federal. A pesar de que este es el porcentaje más alto de confianza en los tres niveles de gobierno, es el segundo más bajo a nivel nacional, solo detrás de Zacatecas, con 43.7%.

La pandemia de coronavirus Covid-19, que ha puesto a prueba a las instituciones de salud en todo el mundo, también ha desafiado la percepción pública. Al margen de casos lamentables de mexicanos que, lejos de agradecer el esfuerzo del personal de salud, los ha agredido, los hospitales gozan de una mayoría estadística de confianza. En el caso del Estado de México, el 60.7% confía en el desempeño de los hospitales públicos, marginalmente por debajo de la media de 63.3%.

Además, uno de cada cuatro toluqueños, por alguna razón, aún confían en los partidos políticos, 29.3% confía en la policía, 37.6% confía en el poder judicial, y el 30% confía en el las cámaras de diputados y senadores.

Héctor Castañeda

Comments are closed.